8 Productos Capitalistas que fueron una sensación cuando se exportaron a la Unión Soviética

La Unión Soviética tuvo una historia interesante para los fanáticos de aquellas épocas, y uno de los pasajes inolvidables fue cuando empezaron a llegar las marcas americanas a suelo comunista.

A continuación te presentamos algunas curiosidades que sucedieron a la llegada de marcas internacionales a la extinta URSS.

1. La apertura de McDonald's provocó filas interminables y embotellamiento en la Unión Soviética

En pleno invierno del 31 de Enero de 1990, los soviéticos salieron en masa para conocer “la novedad” que había llegado a Moscú. Eran las hamburguesas americanas “McDonald’s”.

La gente estaba tan emocionada, que la fila para ser atendido abarcaba cuadras, y el embotellamiento en los alrededores era insufrible.


2. La Unión Soviética no conocía marcas internacionales hasta ese entonces

La Unión Soviética había impuesto una política llamada “Cortina de Hierro”, que prohibía cualquier producto fabricado fuera del territorio soviético, salvo ciertas excepciones.

Las marcas americanas como “Burger King”, “Starbucks” o “Subway”, no existían en suelo soviético.


3. Sólo algunos miembros de la elite podía disfrutar de "Productos Capitalistas"

No era secreto que miembros de la “Elite” soviética, disfrutaban a menudo productos capitalistas.

Los hijos de políticos y funcionarios del gobierno disfrutaban de “Snickers” y hasta usaban “Jeans” en privado.

Todos estos productos eran impensados para el soviético promedio.


4. La primera vez en la que un político soviético probó PEPSI en público

Ocurrió en 1959, cuando el ministro soviético Nikita Jrushchov, visitó Nueva York junto al presidente Richard Nixon.

Durante el paseo, el presidente Nixon ofreció a Nikita Jrushchov una lata de Pepsi, quien aceptó gustosamente probar el refresco.

Fue todo un suceso, ya que un líder comunista probaba por primera vez una “Pepsi” en público. De hecho, Nikita Jrushchov quedó tan encantado con la Pepsi, que en 1972 se hizo un acuerdo para exportar el refresco a la Unión Soviética.


5. Las Pepsi fueron intercambiadas por Vodka, ya que la moneda soviética no valía nada

Cuando Pepsi empezó a exportar su producto a la Unión Soviética, se encontró con el problema de que la moneda soviética no tenía valor alguno fuera de dicho país.

Sin embargo, los soviéticos le propusieron a la compañía pagarles sus latas de Pepsi, con Vodka Stolichnaya. Pepsi aceptó sorpresivamente.


6. Los soviéticos quedaron tan fascinados con la Pepsi que ofrecieron pagar con submarinos y buques de guerra

La población soviética quedó fascinada con el refresco burbujeante, por lo que los soviéticos comenzaron a importar cada vez más el refresco.

Llegaron al punto de que los soviéticos ofrecieron 17 submarinos y 3 buques de guerra a Pepsi, a cambio de un lote millonario para asegurar el abastecimiento de Pepsi por varios años.

Uno de los CEO de Pepsi salió a decir que “Estaban desarmando a la URRSS más rápido que el gobierno estadounidense”.

No se sabe qué fue lo que hizo Pepsi con todo el armamento.


7. El mismo presidente de la Union Soviética apareció en un comercial de Pizza Hut

Cuando Pizza Hut llegó a la Unión Soviética fue todo un escándalo, ya que el mismísimo presidente Mijail Gorbachov protagonizó un comercial de la cadena de restaurantes.

Gorbachov fue un presidente que presentó reformas para hacer una Union Soviética más abierta al mundo, por lo que este comercial estuvo cargado de sentimiento.


8. Coca-Cola se convirtió en la primer empresa en colocar una valla publicitaria en la Unión Soviética

En 1986, Coca-Cola se abrió camino en el mercado soviético.

Habían llegado a un acuerdo de intercambiar autos “Lada”, a cambio del jarabe de Coca-Cola.

Aunque Coca-Cola nunca pudo superar a Pepsi, se convirtió en la primera empresa en colocar una valla publicitaria en un edificio de Moscú.