12 Requisitos que deben cumplir las azafatas sobre su apariencia

Las azafatas deben pasar por diversas pruebas antes de llegar a ser contratadas, y muchos de los requisitos de las aerolíneas, tienen que ver con su apariencia.

A continuación te presentamos una lista de requisitos que deben cumplir las aspirantes a ser azafatas, y las razones detrás de todos estos requerimientos.

1. Las azafatas de los 60s y 70s, debían usar mini faldas ajustadas:

Una azafata que trabajó en los 60s, dijo que eran obligadas a usar una faja especial debajo de la ropa, para darles una cintura de avispa.

Si una azafata subía de peso, llegaba a los 35 años, o se casaba, era despedida.

2. Deben medir al menos 1,60 y tener brazos largos:

Una de las pruebas para ser aceptada como azafata, es llegar a cierta altura con el brazo extendido.

Estas deben llegar a los 2,10 o 2,12, para poder poner cosas en el portaequipaje del avión, y ayudar a los usuarios a sacar sus valijas también.

3. La edad importa, aunque no lo mencionen:

La edad mínima para trabajar es de 18 a 21 años, y es más común ver azafatas menores de 32 años. Pero esto es algo que jamás se menciona, pues sería discriminatorio por parte de las aerolíneas.

Algunas aerolíneas son la excepción, por ejemplo, Betty Nash que a sus 84 años y después de 6 décadas, continúa trabajando como azafata.

4. Deben tener una manicura perfecta las 24 horas del día:

Las uñas prolijas son parte importante para una asistente de vuelo.

Tanto la longitud de estas, como el color. Generalmente deben tener uñas cortas, rojas, francesas, o con base.

5. Las azafatas no pueden usar Brackets:

Algunos países como México, no tienen ningún inconveniente con el uso de Brackets por parte de las aeromozas.

Sin embargo, en aerolíneas de Emiratos Árabes, obtendrán un rotundo NO.

Los dientes deben lucir, blancos, rectos, y deben tener un buen aliento.

6. Algunas aerolíneas controlan el peso de las azafatas:

El peso de cada asistente de vuelo es calculado según el índice de masa corporal, este debe estar dentro del rango de 18,5 a 24,9. Este requisito puede variar según la aerolínea.

Una azafata dijo que, si bien no las persiguen con una balanza, hay encargados de observar si “el botón de su uniforme está a punto de estallar”, y les ofrecen dietas para que bajen de peso.

7. El maquillaje debe ser el adecuado:

El maquillaje debe verse natural, y nada exagerado.

No se permiten pestañas postizas, y algunas aerolíneas solo permiten el labial rojo.

8. No se aceptan azafatas con tatuajes en lugares visibles:

Debido a que la asistente de vuelo, es el rostro de la empresa, estas evitan contratar a mujeres con tatuajes visibles.

Esto también incluye cicatrices y marcas de nacimiento en el rostro, o partes del cuerpo muy visibles.

9. Están obligadas a utilizar un reloj:

Un requisito imprescindible para comenzar a trabajar, es el uso de un reloj, pues de esta forma, hacen un seguimiento del tiempo en caso de una emergencia.

Está prohibido utilizar más de dos anillos, incluido el anillo de bodas. Y solo pueden utilizar aretes pequeños y sin piedras de colores.

10. Deben llevar colores de cabello natural y no dejar que la raíz oscura sea visible:

Las azafatas tienen la libertad de teñir su cabello del tono natural que deseen, siempre y cuando no permitan que la raíz oscura sea visible.

No está permitido colores de fantasía como azul, rosado, verde, etc.

11. Deben usar tacones cuando están fuera del avión:

Algunas aerolíneas tienen como regla que las azafatas utilicen tacones mientras están caminando en el edificio del aeropuerto.

Una vez están dentro del avión, pueden utilizar zapatos más cómodos para desplazarse con estabilidad.

12. Si usas lentes deben ser aprobados por la aerolínea:

Si tienes problemas de visión, y usas lentes, no puedes escoger el modelo que más te guste.

La aerolínea elegirá un armazón que vaya acorde al uniforme.

Usar lentes de contacto no es una opción tan viable, pues debido a la resequedad del ambiente, se deben aplicar lágrimas artificiales constantemente, y esto puede llegar a ser molesto.