10 Curiosidades que debes saber sobre “El Diablo Viste a la Moda”

“The Devil Wears Prada” o en español, “El Diablo Viste a la Moda” (2006), se convirtió en una película de culto que encantó a millones de espectadores.

Estas son algunas curiosidades que debes saber sobre el film, y que te harán querer ver la peli otra vez.

1. La historia NO está basada en Anna Wintour

Lauren Weisberger, escritora de la novela, se había mudado a Manhattan luego de terminar la universidad, y consiguió un empleo como asistente de la editora de Vogue, junto a la famosa Anna Wintour.

Muchos comenzaron a especular las similitudes entre Anna y Miranda Priestly, y aunque en su momento ella no negó ni aceptó esto, hoy admite que Vogue inspiró su novela, pero que Miranda no es una copia de Anna, aunque muchos están seguros de que sí.

2. Meryl usó el pelo blanco para imitar a la editora de "Harper's Bazaaar":

La actriz se inspiró en la ex editora de “Harper’s Bazaar” Liz Tilberis, quien utiliza ese estilo de corte, y color de cabello.

Al comienzo la producción se opuso, pues creían que Meryl luciría mayor, pero luego aceptaron que esta característica sería importante para su personaje.

3. Es una de las cintas con el vestuario más caro de la historia:

El valor total del vestuario visto en la película equivale aproximadamente a 1 millón de dólares.

El presupuesto era de solo 100 mil dólares, pero debido a que Patricia Field (diseñadora de vestuario), era amiga de muchos diseñadores, estos prestaron sus prendas y accesorios para que sean parte del film.

4. Meryl se inspiró en Clint Eastwood para hablar "bajito" en su papel:

“En mi experiencia, las personas realmente poderosas que he conocido en mi vida, no necesitan elevar su voz para lucir terroríficas”

Ella dijo que mientras más bajo hablan, las personas a su alrededor deben inclinarse ante ellos, para escucharlos, porque temen preguntar que dijeron, y eso les da poder.

5. Heidi Klum y Gisele Bündchen hicieron un cameo:

Gisele aceptó hacer un cameo, solo si no actuaba como modelo.

Heidi Klum aparece durante la escena de la semana de la moda en París, al lado de Valentino.

6. Meryl dijo sentirse "miserable" mientras actuaba:

Meryl mencionó que su parte favorita en los films, es poder compartir con sus compañeros de reparto entre tomas.

Pero no disfrutó de esos momentos, pues su personaje era el de una mujer “que no era feliz, y era muy complicada”, y no ayudaba al ambiente que la esté pasando bien, para después volver a meterse en el personaje.

7. Anne realmente pasó de una talla 6 a una 4 durante la filmación:

La actriz tuvo que subir 5 kilos para su papel, pues consideraban que lucía muy flaca para ser Andrea.

Pero luego de que comenzó a ensayarse el vestuario, le pidieron que vuelva a bajarlos pues la ropa le quedaba un tanto apretada. “Sí, hubieron lágrimas” bromeó en la entrevista.

8. Valentino aceptó hacer un pequeño cameo junto a Meryl:

Valentino Garavani es uno de los diseñadores más famosos del mundo, y fue él quien elaboró el vestido negro que Meryl usa en la fiesta benéfica del museo.

Cuando se le preguntó para hacer el cameo, no esperaban que acepte, pero él dijo que sería sencillo, pues simplemente se estaría interpretando a sí mismo, y por ello aceptó

9. Anne Hathaway se preparó para el rol, sirviendo café en una casa de subastas:

Anne trabajó en la casa de subastas ” Christie’s”, pues de esta forma encontraría inspiración para actuar como Andrea Sachs.

“Trabajé en Christie’s durante un par de semanas, preparándome para El diablo viste de Prada, sirviéndole café a la gente y haciendo lo que necesitaran en la oficina”

10. La falta de presupuesto no les permitió pagar el vuelo de Meryl a París:

“No se nos permitió llevar a Meryl a París. Ella nunca fue a París. Usamos una pantalla verde en el Mercedes, y usamos planos generales de su doble en París”

Por ello su personaje termina “ocupado” por el recital de las gemelas.