9 Veces en las que Joaquin Phoenix destrozó al Joker de Jared Leto

Es inevitable comparar al Joker de Joaquin Phoenix con el último Joker de Jared Leto.

Estas son algunas cosas en las que Joaquin Phoenix superó al Joker de Jared Leto.

1. La risa de Joaquin Phoenix es impresionante Joaquin Phoenix pasó semanas perfeccionando su risa de Joker.

La risa de Phoenix no es de felicidad, expresa dolor, angustia y locura.

La risa de Jared Leo da vergüenza ajena.

2. Joaquin tiene un aspecto más perturbador El Joker de Joaquin Phoenix tiene la apariencia genuina de una persona con problemas mentales y depresiva.

El Joker de Jared Leto parece un gangster psicópata lleno de tatuajes.

3. Joaquin Phoenix logra dar lástima genuina La actuación de Phoenix en la primera parte de la película es tan cruda, que muchos sentimos pena por el personaje de Arthur.

Jared Leto intentó tener escenas sentimentales con Harley Quinn, pero fallaron miserablemente.

4. Jared Leto tiene un tono de voz molesto Aunque Jared Leto ha hecho muy buenas películas, para encarnar al Joker utilizó un tono de voz inspirado en un Gangster con problemas de dicción.

En vez de lucir amenazante, sonaba como un criminal de pacotilla.

Joaquin Phoenix suena como una persona infantil, pero con severos problemas mentales, que pondrían incómodo a cualquiera.

5. Joaquin Phoenix luce genuinamente como un paciente de un psiquiátrico Phoenix tiene una voz infantil, se ríe de manera patológica y su mirada expresa sufrimiento y al mismo tiempo frialdad.

Jared Leto pareciera tratar de imitar al Joker de Heath Ledger pero falla miserablemente.

6. Joaquin Phoenix nos hizo sentir incómodos en el buen sentido Tanto Joaquin Phoenix y Jared Leto nos hicieron sentir incómodos.

La diferencia es que Joaquin Phoenix nos mantuvo pegados en el asiento con esa sensación de angustia, y Jared Leto nos causó pena ajena.

7. Jared Leto no se metió en el personaje Joaquin Phoenix bajó más de 20 kilos para el papel, practicó su risa durante semanas y dejó que el personaje se adueñe de su vida.

Para Jared Leto sólo fue un papel más, en el que tuvo que tatuarse la palabra “Dañado” en la frente, para convencernos de que estaba loco.

8. Joaquin Phoenix construyó su propio personaje Joaquin Phoenix confesó que no tomaría ningún otro Joker como referencia. No le interesaba complacer o contradecir a nadie.

La libertad que tuvo de interpretar al Joker como mejor le parezca, fue la mejor decisión que tomó el director de la película.

9. Joaquin nos dejó con ganas de más Aunque esta película estaba pensada en ser única y totalmente independiente del DCEU, muchos fanáticos quedaron con ganas de ver a Phoenix en otras películas del Joker.

Algo que ningún fanático pidió de Jared Leto.

Comenta ahora o calla para siempre: